¿Sabías que lo que ocurre en tu familia te afecta a ti y a tus hijos?

 

La familia la tenemos antes de venir a este mundo, con sus problemas, sus alegrías, sus más y sus menos. Pertenecemos al clan antes de venir, cuando estamos aquí y cuando no estemos el clan seguirá.

 

Nuestro árbol genealógico vive en nosotros y a través de nosotros. A parte de nuestra vida cronológica, llevamos mínimo dos generaciones anteriores que nos afectan.

 

Como dice Jodorowsky, «Cada uno de nosotros está habitado por las tres generaciones que lo preceden», lo que hace un mínimo de catorce personas, es decir, tus padres, tus abuelos y tus bisabuelos suman un total de 14 personas que están influyendo en ti, y tú sin saberlo.

 

Cualquier secreto que haya en estas personas te influye, y de igual manera a tus hijos con sus 14 personas en las tres generaciones anteriores.

 

Estos secretos generan traumas y conflictos en las generaciones venideras.

 

Con el estudio del árbol genealógico se descubren los secretos que hay en él, de dónde proceden las enfermedades, violaciones, robos, hijos muertos, silencios, mentiras, problemas psicológicos, incestos, infidelidades, asesinatos…. De esta manera, la problemática que te sucede, o sucede a tu hijo, esa enfermedad te está enseñando que hay algo que sanar.

 

“Los duelos no hechos, las lágrimas no derramadas, los secretos de familia, las identificaciones inconscientes y lealtades familiares invisibles pasean sobre los hijos y los descendientes”.
Anne Ancelin Schützenberger

 

¿Cómo saber que hay secretos en el árbol?

 

  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn

Normalmente si hay secretos hay algo que se repite, así consigue el árbol llamar tu atención. Por ejemplo, si hay maltrato o violencia hacia las mujeres en el clan, te avisa de que antes lo ha habido, se repite el patrón porque hay un dolor muy grande que hay que sanar.

 

O, si en una determinada fecha hay muchas muertes, accidentes, desastres, discusiones fuertes… el árbol te está hablando de un secreto en el clan que hay que liberar.

 

Los secretos se guardan porque intentamos proteger a los niños, o protegernos de la sociedad en la que vivimos, nos da vergüenza contarlo, son cosas que sentimos muy íntimas, fuertes y que no son plato de buen gusto contar.

 

Aún así, esconder un secreto no tiene sentido, al final de algún modo u otro el árbol sabrá cómo hacerlo consciente. Si no, algún gesto inconsciente revelará que algo ocurre.

 

“Lo que es callado en la primera generación, la segunda lo lleva en el cuerpo.”
Françoise Dolto

 

Los secretos son para contarlos en el momento presente, aunque duelan. Darles la emoción que corresponde y perdonarlos es mucho más rápido y menos doloroso que guardarlo durante años en el inconsciente familiar y provocar que cause traumas más fuertes en las generaciones venideras.

 

La liberación del árbol está en comprender el suceso, dejar de repetirlo o repetirlo en su forma positiva.

 

¿Cómo puedo ayudar?

 

Hay un ejercicio muy fácil de hacer que trata de dibujar tu árbol. Dibuja tu árbol liberado con todas las personas significativas de tu clan o de las que tengas información relevante que hayas conseguido.

 

Puedes dibujar a los miembros del árbol o poner fotos de ellos. Tómate tu tiempo hazlo con calma y dedicación y en plena consciencia. Hazlo como a ti te guste, pero siente que te gusta.

 

  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn

Una vez lo tengas, a cada persona le pones qué ha conseguido en su vida, los objetivos que tenía, que quería conseguir en su vida y no tuvo. Tal vez sepas qué fue lo que le hizo destrozar su vida, o por qué fue una persona triste en su vida. ¡Cámbialo!

 

Te doy un ejemplo, la tía Paqui murió sola y muy triste después de haberse separado del marido. Él la hizo sufrir mucho y aunque dejó de vivir con él, siempre tuvo la pena de todo el tiempo que había perdido estando casada con él.

 

Bueno, pues le das otro enfoque. Mi tía Paqui se separó. Después de eso, la vida le fue mucho mejor. Vivió su vida de separada en libertad, se sentía feliz de poder hacer lo que ella deseaba y no tener que depender de un marido. Trabajaba mucho, pero cuando quería ir de viaje cogía un par de amigas, o a algún familiar y se iba a conocer y visitar lugares que siempre había querido visitar como Córdoba o Segovia.

 

Una vez hayas dibujado y escrito lo que ha conseguido tu árbol, ¡te lo estás dando a ti misma! Tu inconsciente no sabe si es real o no, tú, en ese momento sientes que tu familia ha conseguido todo lo que se proponía, y una vez ellos lo consiguen tú te liberas.

 

A través de la Física Cuántica, cuando cambias una energía, un pensamiento, esa información se cambia, “si lo sientes”, tienes que hacerlo en consciencia e imaginar que has liberado a cada miembro del clan, de esta manera la energía fluye en el sentido que tú has sentido.

 

De esta manera, los secretos que había en el árbol se reconcilian y son aprobados.

 

Y ahora, antes de intentar guardar un secreto familiar, piensa en tus hijos, y en los hijos de tus hijos. Todo saldrá a la luz en algún momento.

 

Piensa que ese dolor que sientes y reprimes, queda guardado en el inconsciente familiar. Y que esas emocione se repetirán en las próximas generaciones, a través de tus dobles, hijos, nietos y que si son secretos muy graves pueden acabar en enfermedades graves.

 

Ahora es sufrimiento para ti, una vez liberes la información, el inconsciente se quita la carga emocional y el inconsciente familiar quedará sanado de traumas que serían inevitables.

 

Porque lo que para ti hoy es una vergüenza y escondes, en un futuro se convertirá en una enfermedad o trauma para esas personas a las que intentas proteger a día de hoy.

 

Libera a tu clan, dibuja tu árbol sanado y cuéntales a tus hijos qué sucede o ha sucedido en tu familia, verás un gran cambio en ellos.

 

Te pongo el ejemplo de una mujer con un niño que sufría autismo. Éste, mejoró muchísimo sólo con el hecho de que le contaran quién era la tía que había muerto y de la que nadie hablaba porque había sido tan mala. El niño, era doble de esa tía y llevaba información de ella. Una vez supo que tuvo esa tía y lo que ella hacía, el niño mejoró su relación con la familia, en la escuela y con las personas de su alrededor.

 

“Los secretos más grandes se ocultan siempre en los lugares más inverosímiles“. Roald Dahl.

 

Aquí te dejo un par de enlaces sobre artículos que te puedan interesar relacionados con los secretos y sus repercusiones en el clan:

En este artículo de Saúl Pérez, puedes ver la importancia de los secretos familiares durante el proyecto sentido y de la sombra.

En este artículo, Enric Corbera te expone el caso de Jennifer, que dice que empezó su auténtica vida cuando salieron a flote sus historias familiares.

Y en este último, de Tataranietos Mireia, además de hablarte de los secretos y de lo que generan, te recomienda ver dos películas que guardan secretos que al final salen a la luz. Todo muy relacionado con el transgeneracional  y de cómo nuestros ancestros influyen en nosotros sin que nos demos cuenta.

 

 

Y tú ¿guardas algún secreto inconfesable? ¿Estás dispuesta a liberar a tu clan?

 

Te leo en los comentarios 🙂

 

Share This